¿Cómo me lo llevo?

CORTADO A CUCHILLO
Y ENVASADO AL VACÍO

Nuestra especialidad, cortado a mano y envasado al vacío para su óptima conservación Podrá conservar el jamón en casa un periodo largo de tiempo, pudiendo ir consumiéndolo de manera escalonada en el mismo momento que le apetezca. ¡Siempre listo para degustar!

PIEZA ENTERA
(Jamones y Paletas)

La manera más tradicional y rentable de llevar jamón a casa, aunque tendrá que cortarlo usted mismo. Sólo es necesario un buen cuchillo y algunas nociones básicas.

¿CÓMO ME LO COMO?

CORTADO A CUCHILLO
Y ENVASADO AL VACÍO

Todos nuestros loncheados ibéricos pueden permanecer a temperatura ambiente durante varias semanas, aunque aconsejamos mantener refrigerados una vez recibidos o en casa. Puede conservar el producto hasta seis meses tras su envasado.
Para disfrutar el jamón es fundamental consumirlo a temperatura ambiente. Para facilitar el proceso de atemperado puede verter agua caliente del grifo sobre el paquete antes de abrirlo. De este modo despegará las finas lonchas sin que se partan. Preséntelas en un bonito plato o bandeja y…¡a disfrutar!

PIEZA ENTERA
(Jamones y Paletas)

Retire el envoltorio de la pieza y colóquela en un lugar fresco y seco. Consuma el producto preferentemente dentro de los tres meses posteriores a su compra.
Para proteger la superficie del jamón una vez comenzado puede taparlo con su propia grasa, cambiando esta grasa conforme “desnudamos” el jamón. Y aún mejor es cubrirlo con papel film bien pegado porque así conseguimos aislarlo del aire y evitar el proceso de oxidación.

PIEZA ENTERA
(Embutidos y Cañas de Lomo)

Es aconsejable retirar el envoltorio 24 horas antes de consumirlo y degustarlo a temperatura ambiente. Una vez abierto, guardar refrigerado protegiendo siempre del frío directo.